16 nov. 2011

Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío

Christine Comyn

Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío:
claridad absoluta,transparencia redonda,
limpidez cuya entraña,como el fondo del río,
con el tiempo se afirma,con la sangre se ahonda.

¿Qué lucientes materias duraderas te han hecho,
corazón de alborada,carnación matutina?
Yo no quiero más día que el que exhala tu pecho.
Tu sangre es la mañana que jamás se termina.

No hay más luz que tu cuerpo,no hay más sol: todo ocaso.
Yo no veo las cosas a otra luz que tu frente.
La otra luz es fantasma, nada más, de tu paso.
Tu insondable mirada nunca gira al poniente.

Claridad sin posible declinar.Suma esencia
del fulgor que ni cede ni abandona la cumbre.
Juventud. Limpidez.Claridad.Transparencia
acercando los astros más lejanos de lumbre.

Claro cuerpo moreno de calor fecundante.
Hierba negra el origen;hierba negra las sienes.
Trago negro los ojos,la mirada distante.
Día azul.Noche clara.Sombra clara que vienes.

Yo no quiero más luz que tu sombra dorada
donde brotan anillos de una hierba sombría.
En mi sangre, fielmente por tu cuerpo abrasada,
para siempre es de noche:para siempre es el día

Miguel Hernández

Gnossienne No.5 by Erik Satie on Grooveshark

21 comentarios:

buda dijo...

Hermosa combinación de poema y música Felipe,gracias por compartirlo.

Un besico

Dean dijo...

El poema es de una hermosura infinita.
Un saludo.

Winnie0 dijo...

Qué arte ,mejor dicho ARTE tenía M Hernandez. Un beso Felipe

Karras dijo...

Seguro que si Miguel Hernandez pudiese, te pediría a ti que eligieras música a sus poemas. Es que eres una caja de sorpresas con los clásicos Felipe. Un abrazo.

Emilio Manuel dijo...

Magnífico poeta de la generación del 27 junto con Garcia Lorca, aunque de la generación anterior es junto con Machado mi triunvirato de poetas. Un abrazo.

Miguel Ángel dijo...

Alguien decía que qué arte tenía Miguel Hernández y añado que qué arte tenéis tú y tu "prima" para elegirlos.
Me duele pensar que su muerte sirvió para llevarnos a estos convulsos tiempos que estamos viviendo y el triunfo de sus enemigos y asesinos.

xurxo dijo...

Me gusta, me gusta y también me gusta :)

Un abrazo.

RGAlmazán dijo...

Un poema de amor supino. Bello e intenso.

Salud y República

Diana Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Cuanta claridad se desprende de este hermoso poema.

Gracias por traerlo, Felipe.

Abrazos alados!!!

Antonio Rodriguez dijo...

No entiendo de poesía, solo de Miguel Hernández.
Maravilloso poema de amor.
Salud, República y Socialismo

Dilaida dijo...

Me encanta, ¡qué buen gusto tienes!.
Miguel Hernández con esa música de fondo.
Precioso Felipe.
Bicos

Anónimo dijo...

Uff.. leerlo es que se te erice la piel. Maravilloso poema de Don Miguel Hernández. Gracias, Felipe.

Un beso.

M.J.

Túconmigo dijo...

No había leído este poema de M. Hernández: es enorme!!!

Un gran abrazo, querido Felipe

elisa...lichazul dijo...

me gustan las descripciones poéticas , son de una candidez dulcísima

abrazo grande

La Zarzamora dijo...

:)
Divino, el conjunto.
Con esa luz, cualquiera...
Besos, dulce Felipe.

7 letras dijo...

Hermosa presentación, Felipe.
Aún cuando Miguel no es de mis poetas predilectos luce bien de tu mano, muy bien.
Un abrazo grande.

orthos62 dijo...

Hola Felipe que hermoso el poema, me ha encantado. Bien acompañado de la musica como siempre.
un abrazo de sabores

Genín dijo...

Salud, amigo!

Lembranza dijo...

Gracias Felipe, Miguel Hernández es uno de mis poetas preferidos. Y este poema me encanta. A quien no le gustaría ser la luz de, la persona amada. Un abrazo

sagitaire17 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
sagitaire17 dijo...

Bellísimo.
Un abrazo amigo Felipe.