8 sept. 2010

ESPERANDO

 
Maria Rudnitskaya

Ahí estabas tú,firme y concisa,
yo en el mar sin rumbo
los dos transitados por igual camino,
tú esperando y yo esperando.

Tú en el horizonte,
yo abrazado de mi pasado inútil,
ni silueta de navío en tus ojos,
ni timón ni rumbo para mis brazos.

Desde lo alto del barandal marino
tú aguardabas mi llegada;
yo debía llegar con la espuma
en un amanecer
de un día lluvioso.

Desde lo alto del  balcón de tu premura
no llegaste a oír la sirena de mi voz.
La brújula quebró el encuentro,
pasé de largo
y tú seguías ahí,soñando.


L.Eduardo Aute

22 comentarios:

Winnie0 dijo...

Podríamos titularlo..."historia de un desencuentro" Me ha gustado. Besos y feliz día Felipe

Ciberculturalia dijo...

He venido a ver la última parte del vídeo de la entrada anterior (ya lo he hecho) y me encuentro con este bellísimo poema.

Dice Winnie que podría titularse la historia de un desencuentro. No se.

Que es el amor sino eso: encuentros y desencuentros. Picos y valles. Alegrías y lágrimas. Pasión y distancia.

Quizás Aute tenga razón cuando dice que "quizás el amor es un milagro"... pero existe, verdad?

Besos, querido Felipe

Mariela Marianetti dijo...

!Què bello poema! Bellìsimo, cuando el amor nos pasa de largo ( o nosotros pasamos en èl, o nos quedamos esperando eternamente).

Gran Poema, a mi entender.

Un cordial saludo desde Mendoza

Eastriver dijo...

Sorprendente, por bueno. Había momentos que pensaba que estaba leyendo a Gerardo Diego, quizá por esas bimembraciones... Muy bien, sigue ahí.

Uruguayita dijo...

Precios amigo Felipe, lástima que no llegaron a encotrarse. Gracias por pasar por casa y darme tu apoyo, es mucho para mi en estos momentos. Se te quiere amigo. Un fuerte abrazo. Uru.

7 letras dijo...

Me ha encantado, Felipe.

Además de hermoso contiene símbolos precisos para enmarcar a los protagonistas.
Ella, tierra firme (seguridad, quietud, espera).
Él, agua, espuma de mar (movimiento, en busca de)
Y, finalmente, ese desenlace en el que tierra y mar (él y ella) no pueden encontrarse a pesar de que podrían estar predispuestos a ello.

Así ocurre a veces, estamos demasiado cerca y sin embargo pasamos de largo (no escuchamos la sirena-el sonido clave).

Un abrazo apretado hoy, el poema se lo merece!

Sgroya dijo...

Revoloteando llegué hasta aquí y he de decir que ha sido muy grato encontrarte, tienes un blog maravilloso, enhorabuena !!

Lo enlazo para volver a visitarte..

Un Besoteeee
Sgroya

Patricia dijo...

¿No te cansa que estén siempre peloteándote y dicéndote lo maravilloso que eres? Bravo, muy bien, excelente, eres el mejor, maestro... en fin
¿Todo lo que haces gusta a todos o lo dicen por costumbre y compromiso?

RGAlmazán dijo...

Pues sí, yo también le llamaría "desencuentro". Un bello poema.

Salud y República

Marcos dijo...

Felipe, bello poema. Permíteme que les dedique unos versos del mismo a quienes podrían recitarlo sin recato, los peperos:
Tú en el horizonte,
yo abrazado de mi pasado inútil.
Saludos progresistas de Madrid.

Ysupais dijo...

Pues yo lo titularia...Esperando el amor...que es casi el mismo título que le puso su autor Felipe, supongo.Y me ha gustado el sabor marino que desprende, la lejania y su cercana imaginación.
A Patricia la digo que...a quien le cansaria una palabra cariñosa y amiga...quizás a ti ?
Saludos a tod@s

ana dijo...

y si algún día no llega el mar a tu galera.....siempre espera.

Lia dijo...

Wenas!! Me ha encantado el poema, que manera más bella de narrar esa gran desdicha que es la espera del amor. La canción está muy bien elegida.
Saludos!!

mariajesusparadela dijo...

Muy apropiado. Por eso frunce el entrecejo.

elisa...lichazul dijo...

a veces el amor se nos escurre como una lágrima
y nos deja el surco marcado


besitos de luz

Voy de anónimo. Tengo cita en psiquiatría... dijo...

Necesitaba relajarme, Felipe, me has venido bien, amigo.

Un abrazo.

Genín dijo...

Cuantas veces se nos habrá escapado el amor sin siquiera enterarnos...
Cuando pasados los años me han confesado haber estado enamorada de mi, quedé estupefacto al ocurrir varias veces sin haberme enterado, ni sospechado siquiera...
Salud

severino el sordo dijo...

Espero que en otra ocasion se encontraran,en el amor me gustan los finales felices,saludos.

Eva- La Zarzamora dijo...

Esperando y esperando se sigue soñando, entre horizontes marinos y amaneceres lluviosos.
Un abrazo.

lemaki dijo...

Me acabo de dar cuenta que Eva-La Zarzamora se me ha adelantado, pensaba escribir algo parecido sobre esperar y no dejar de soñar... (soy poco original).

"Es tiempo de desamores,
de momentos para extrañarte,
de soñar despierta suplicando me perdones, por haberte amado tanto… como nunca podrán amarte".

Precioso poema de los que te gusta releer. Alguna vez hemos sentido ese miedo junto con mucho frenesí, que lleva a intentar hacer algna locura, abandonando en el último instante...

Me agradó mucho este poema. Así como tu maravilloso comentario. Muchas gracias. Tus reflexiones sí hacen tratar en profundidad tus ideas. Interesantes, como no.

Un saludo.

Carmela dijo...

"La brújula quebró el desencuentro"
Ella no escuchó la sirena de la voz de él porque estaba " soñando".
Bien vale soñar!!!
Pero como dice Aute
"... el amor sigue siendo un milagro..."
Y tal vez cuando deje de soñar lo escuchará . Entonces el desencuentro se convertirá en encuentro.Y el amor será nuevamente el milagro a pesar de los amaneceres lluviosos.
Lindísimo poema !
Cálido y tierno tema de Aute!

VolVoreta dijo...

¿Qué espera uno cuando no espera nada, Felipe?
¡Cuánto tiempo perdido,
cuánta desesperación inútil!

Te dejo un beso.