10 may. 2010

TIC-TAC


la carcoma se abriga en nonólogos rotos
de vida,hambre y sueño
como si fuesen cánticos robustos de lluvia enajenada

sobre la fría pared un reloj entona su tic-tac
acariciando el tiempo
que se aproxima en silencio


los pianos
reflejados en luces de neón
quedan mudos,
con sonidos huérfanos
y la risa se abarata
temerosa
de que nunca pueda continuar

así cada día, cada noche,
persiguiendo la suerte
aunque la suerte no se discute

porque nunca es posible el acuerdo


al despuntar los primeros soles

los saludo,les deseo buenos días
y les animo a embridar al viento
que galopa entre páramos de paréntesis

de cadencia no escuchada


sé que en algún momento
cuando el tic-tac esté distraido
es posible que los pianos

y la risa
se atrevan a romper la mala suerte

sé,estoy seguro que las canciones
y las risas sonarán de nuevo

que una tempestad de alegría

arañará el aire oscuro
y que una mujer-touché-no pensará
que queda castigada


21 comentarios:

Winnie0 dijo...

Reconozco que la poesía hay que saber leerla e interpretarla. Contigo me quedo alucinada y en mi falta de hábito para leerla voy contigo sorprendiendome cada día. Besos

mariajesusparadela dijo...

¿Te has puesto de acuerdo con Carmen?
He aquí dos maneras bien distintas de interpretar el tiempo.

Dilaida dijo...

Una entrada preciosa, como nos tienes acostumbrados.
Bicos

RGAlmazán dijo...

Felipe, hoy veo que tu poema termina con esperanza, y me alegro. Bueno y esperanzador dos veces bueno.

Salud y República

jose rasero b. dijo...

Me ha descolocado lo de la mujer touché...
¿hablamos de la Pantoja?

saludos, Felipe!!

severino el sordo dijo...

Al empezar el dia comienza un tiempo nuevo que el transcurso del mismo lo deja en lo que es,sabes que no soy muy de poemas,siempre me acabas descolocando y quixas le de demasiadas vueltas,pero siempre es agradable leerlos,saludos.

Dean dijo...

No creo que se distraiga el tic-tac, lo que puede suceder es que se detenga y para entonces ya nada quedará ni de la suerte, ni de nada.
Un saludo.

elisa...lichazul dijo...

el tiempo...sin tiempo
una dimención siempre ansiosa e inexorable


besitos de luz
ten una semana preciosa

Laura dijo...

Tengo la esperanza que se distraiga el tic tac, que silencie el sonido, que en la noche salga el sol. Hermoso poema, Felipe

madison dijo...

Me gusta.
Siempre hay tiempo
Siempre queda tiempo
El caso es saber aprovecharlo

Soy beatriz dijo...

Tic tac...excelente!!! sobre todo por el tic tac de la esperanza!
Majestuosa forma de escribir!!!!
Qué don!
Un abrazo Felipe!

Eastriver dijo...

Me ha gustado mucho. La personificación del tiempo, por ejemplo, que se acerca sigiloso. Las imágenes surreales pero de enorme fuerza. La impresión de que estamos metidos en la espuma insustancial y que lo importante queda siempre fuera, porque nadie se atreve.

Es curioso, acabo de leer a Carmen y tiene razón Paradela: hay mucho en común aunque la forma sea tan diferente. Un abrazo.

Ciberculturalia dijo...

Como verás algunos señalan que coincidimos. Yo criticando el manejo del "tempo" en política, tu, haciendo un bello poema lleno de esperanza y de conciliación.
Cuanto de bueno tiene ese final, tan pleno de alegría, verdad?
Un beso en un lunes hoy bastante soleado

VolVoreta dijo...

" galopa entre páramos de puntos suspensivos" cada punto un tic, cada punto un tac ... tic tac tic tac ... el tiempo pasa y la esperanza se fue con él.

Te dejo un beso, Felipe.

tecla dijo...

Eres un poeta muy dulce Felipe.
Me gusta tu poesía.

Marino Baler dijo...

Excelente poesía Felipe, ¿tienes algo publicado?

Un saludo.

gaia56 dijo...

Excelente el paso de tiempo en tu espacio.
Me gustó.
Un beso.

Antonio dijo...

Está bien lo que bien termina, aunque en este caso está bien el todo.
Me gustó ese tránsito hacia la esperanza.
Un saludo

Genín dijo...

El tiempo...
Ya se acaba, amigo...
Salud

Carmela dijo...

Las canciones y las risas sonarán nuevamente !
Y una tempestad de alegría desvanecerá el monótono tic - tac , deteniendo el tiempo!
Hermoso poema!
Un canto a la esperanza!!!

Miguel Alvarez dijo...

Si, la referencia al reloj, tal como dice Carmen es constante. Vivimos tiempos de urgencia, miramos al reloj de modo constante porque sabemos que algo ha de ocurrir aunque no sabemos el qué. Ojalá, que al final podamos sorprendernos gratamente y que los negros presagios se desvanezcan.

saludos