2 may. 2009

"LA COSTILLA DE ADÁN"

Esa cosa denominada Iglesia católica,apostólica y romana ha considerado y sigue considerando a la mujer como un simple sucedáneo del varón.Desde una perspectiva invasiva de la dignidad personal e intransferible de todo ser humano,los "santos varones" que rigen y han regido los destinos del chiringuito eclesial purpurado han categorizado a las personas en cuanto a su dimensión física y natural.Han creado etiquetas y han asignado roles dependiendo de la morfología de la persona:varón-hembra.






El desdén patológico y obsceno hacía la mujer, envuelto en papel "couché",proviniente de su divinidad, según ellos, ha hecho de la mujer sólo una paridora,una criadora y una cocinera.

Estamos remontandonos a los orígenes y a la realidad actual,en su concepción abotargada de la vida,de la sexualidad y el papel de la mujer en la sociedad civil.

Cuando se habla del fundamentalismo islámico, no debemos mirar tan lejos porque cerca lo tenemos en una Iglesia que se hace llamar misericordiosa,humilde y dedicada a los más desfavorecios.

Nos es extraño que con la "Cruzada del Caudillo" esta panda de obsesos se pusieran a sus órdenes ya que los ideales del enano sangriento eran los mismos que predican estos desalmados.

La Primo de Rivera ensayó con saña el papel de la mujer tal como el enano y la jerarquía habían diseñado con toda meticulosidad, surgiendo así la maldita Sección Femenina.


No han cambiado un ápice.Siguen pensando igual.La prueba más palpable la hemos tenido recientemente con el alboroto sobre el anteproyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo.

Que nadie se equivoque.Son los mismos,con distinto pelaje pero con la mismas ideas groseras.

Gracias a todas las mujeres por ser como sois: ¡MUJERES!


3 comentarios:

JoPo dijo...

cierto.

la misoginia ha sido algo comun en el critianismo.

severino el sordo dijo...

La mayoria de de ordenes religiosas femeninas de la secta se suelen llamar a si mismas "siervas"o "esclavas" dice mucho del valor que se le da a la mujer o la opinion de sometimiento al marido cuando se habla de matrimonio y su indisolubilidad
etc...esa es la iglesia a la que te refieres de todas formas cada vez tienen menos adeptos,un saludo.

daalla dijo...

Poco valor les ha dado siempre la iglesia a las mujeres, pero sin su colaboración en la educación familiar (continuación del adoctrinamiento sufrido por ellas mismas en los templos)la iglesia no habría llegado a ser la fábrica de represión y de sinrazón que ha llegado a ser. Añado esta pequeña crítica a las mujeres, en la esperanza de que lo tengan en cuenta para que no continúen apoyando a la retrógrada jerarquía eclesiástica.
Un abrazo.